Reflexiones diarias sobre argumentos de espiritualidad y vida carmelitana, con incursiones en el mundo del arte y de la cultura

lunes, 15 de agosto de 2016

La "dormición de la Virgen" de el Greco


Hoy se celebra la fiesta de la asunción de la Virgen María al cielo, también llamada de la dormición o del tránsito de María. En ella se ha cumplido ya lo que los creyentes en Jesús esperamos alcanzar: la participación en la vida de Dios, la plena comunión con él.

En varias entradas he contado el origen y la historia de esta fiesta, así como su significado espiritual y lo que dice de ella el Catecismo de la Iglesia Católica, así como poesías y otras manifestaciones de devoción. También he recogido fotografías de obras de arte antiguas y modernas que lo representan y de la basílica de la dormición en Jerusalén. Pueden consultarlas todas aquí. (Basta hacer un click encima y se abren).

En esta entrada quiero presentarles una obra muy poco conocida de Doménikos Theotokópoulos "el Greco", que fue pintada en su juventud (año 1565) siguiendo los cánones de la iconografía griega. Se conserva en Ermoupolis (Syros, Grecia).

En primer plano se contempla a María (dormida o muerta) sobre un lecho recubierto de telas rojas.

A su alrededor están los apóstoles y algunas discípulas, velando su cadáver y rezando el oficio de difuntos. San Pedro, a la izquierda, tiene un incensario en la mano. Delante del cuerpo hay varios candelabros con velas encendidas. Estos anacronismos son muy típicos del arte iconográfico.

Detrás de la Virgen está Jesús de pie, con un vestido dorado, que recibe el alma de su madre entre sus manos, representada como una niña pequeña vestida de blanco.

Detrás de Jesús hay ángeles que suben el cuerpo de María al cielo. En medio de ellos se representa el Espíritu Santo en forma de paloma.

No hay comentarios:

Publicar un comentario