Reflexiones diarias sobre argumentos de espiritualidad y vida carmelitana, con incursiones en el mundo del arte y de la cultura

jueves, 6 de diciembre de 2012

San Nicolás (6 de diciembre)

San Nicolás fue obispo de Myra (en la actual Turquía) durante el s. IV. Cuando los musulmanes ocuparon la zona, su cuerpo fue trasladado a Bari (en Italia), donde se conserva hasta el presente. Por eso es conocido como san Nicolás de Bari. Se puede ver algo de su historia aquí. Se le recuerda especialmente por haber rescatado a tres muchachas jóvenes, a quien su padre quería vender como prostitutas porque no tenía dinero para pagarles una dote con que casarse. También por haber salvado a tres niños que habían sido encerrados en un barril. Durante la Edad Media se multiplicaron las leyendas sobre su generosidad y sus milagros y se extendió su devoción tanto en Oriente como en Occidente.

El día de su fiesta se solían hacer regalos de dulces y juguetes a los niños. En Holanda, Bélgica, Luxemburgo, Suiza, parte de Alemania y otras regiones del centro y norte de Europa, es tradición que el santo obispo se haga presente en los días previos a la Navidad para repartir sus regalos. Normalmente viene en barco desde España, acompañado por su criado Pedrito el negro y enormes sacos llenos de regalos para los niños buenos. Curiosamente, a los niños que se portan mal, se les dice que se los llevará consigo cuando regrese a España. Se puede leer algo de esta tradición aquí.

Los emigrantes católicos europeos continuaron celebrando su fiesta en Estados Unidos. Al principio, los protestastes la rechazaban (no querían celebrar a un obispo), pero el nombre de Sint Nicolaas o Sinter Klaas fue evolucionando hacia Santa Claus en la pronunciación inglesa y el buen obispo hacia el personaje que hoy conocemos, especialmente por la publicidad de la Coca Cola a partir de 1930. Lo de los duendes, los renos, la factoría en el polo Norte y la transformación de Santa en un nombre y Claus en un apellido, ha venido después. Últimamente incluso representan una señora Claus, esposa de Santa, en las películas infantiles.

2 comentarios:

  1. Me encanta la historia de Santa Claus. Ya conocía bastante pero hoy he descubierto nuevos detalles. Lo hemos leído con los chicos y les ha encantado. En casa tenemos tradición de que los Regalos de Navidad los trae Santa Claus y siempre hemos explicado la historia del Santo a los niños. Hoy henos disfrutado sabiendo más y viendo las fotos. Realmente este blog es un pozo sin fondo. Muchas gracias, Nuria.

    ResponderEliminar
  2. En mi casa los regalos siempre los trajeron los Reyes Magos, pero la historia de san Nicolás me ha gustado mucho. Elías

    ResponderEliminar