Reflexiones diarias sobre argumentos de espiritualidad y vida carmelitana, con incursiones en el mundo del arte y de la cultura

viernes, 15 de agosto de 2014

Ejercicios en el Desierto de las Palmas 2014


Hace un par de días recogimos el testimonio de una participante en la última tanda de ejercicios espirituales en el Desierto de las Palmas. Hoy damos la palabra a otros participantes y coloco un par de fotos del grupo al final.

Carmen, Rosario y Conchita: La primera vez que vienes al Desierto de las Palmas te atrae el paisaje, el museo, los jardines. Cuando estás aquí te llena de gozo conocer el carisma carmelitano. Cuando vuelves otras veces no dejas de descubrir cosas nuevas y no querrías irte nunca. Las charlas, los encuentros de oración, la convivencia, el concierto oracional... todo nos ha llenado de emoción. Dios bendiga a los que lo han hecho posible.

José María: Compartir en fraternidad vivencias y espiritualidad, charlas, laudes, vísperas, eucaristías, exposición del Santísimo... ha compuesto un menú diario perfecto y completo para llenar el alma en estos ejercicios espirituales.

V. J.: No quiero insistir en las charlas, convivencia, atenciones de las hermanas... Solo quiero compartir lo que me han llenado los momentos de adoración en el jardín por las tardes, con el Señor presente en medio de nosotros y todos dispuestos en un gran círculo a su alrededor, cantando, orando en silencio y en voz alta, alabando, intercediendo por todos... ¡Cuánto quisiera que muchos cristianos pudieran gozar de encuentros tan íntimos con el Señor!

Rosa: Me ha impresionado profundamente que santa Teresa fue una mujer profundamente evangélica. Desde las actitudes y enseñanzas de Jesús, se convirtió en una incansable luchadora por el reconocimiento de la dignidad de la mujer y de sus derechos en un contexto adverso. Mujer alegre, contemplativa, emprendedora, enamorada de Jesús, luchadora, andariega... ¡sorprendente! La fraternidad entre todos los participantes y los intensos momentos de oración me llenaron de gozo.

Paqui: De todos los motivos que encuentro para dar gracias al Señor en estos días escojo uno: las personas con las que he convivido, esforzadas, generosas, humildes, sufridas, alegres y más que abiertas al amor de Jesús, cobijadas en él. Gracias a todos.

V. Ll.: Necesitaba vivir unos días de recogimiento con personas que buscan lo mismo que yo, porque no es fácil vivir la fe en mis ambientes cotidianos. Por eso decidí venir esta semana al Desierto de las Palmas. El P. Eduardo nos dio las charlas sobre la vida y doctrina de santa Teresa de Jesús. Esta santa me está ayudando mucho, ya que estaba convencida del amor de Jesús y sabía transmitirlo.

Ana. Venir al Desierto es para mí una gracia y un privilegio. Es vivir unos días en el Monte Tabor, recuperando las fuerzas físicas y las espirituales. Doy gracias a Dios por todos los años que me ha permitido disfrutar de tantas gracias en este lugar increíble, por el encuentro con santa Teresa de Jesús, san Juan de la Cruz y los otros santos carmelitas, que tanto me han ayudado en mi vida cristiana, por las personas que aquí he conocido y con las que comparto la fe. 

Lola. Venir al Desierto es siempre un gozo, pero este año ha sido algo extraordinario. El encuentro con santa Teresa de Jesús me ha llenado de gozo y de ánimo. También he gozado con los cantos de María, de Fina y de los Montesinos, con las comidas, con los momentos de convivencia y con el paseo a la portería alta del monasterio. Nunca me habría imaginado que desde allí se pueden tener unas vistas tan espectaculares. Parecía que estábamos en el cielo.

María Luisa. He gozado con todo, pero especialmente con la reflexión sobre los cuatro grados de oración de santa teresa, que me disponen a orar con mayor autenticidad y con mayor sencillez.

Faltan los comentarios de Julian, Rafa, Ángel, Asun, Fina... pero tendremos que contentarnos con esta selección. Dios bendiga a todos los participantes y a todos los lectores del blog.



Como hoy en día son más los que toman fotos que los que posan, en ninguna de las dos está el grupo completo, pero en ambas se ven a algunos de los participantes más maravillosos de cuantos han pasado hasta el presente por este lugar.

7 comentarios:

  1. Desde hace doce años participo en agosto en estos ejercicios del p. Eduardo.
    Me uno a los comentarios de los demas amigos, por que es verdad que el Desierto es un lugar especial, donde se respira paz, armonia, tranquilidad....
    Doy las gracias a todos por su amibilidad y su cariño. Que el Señor los cuide los proteja a todos.
    Desde aqui quiero animar a todos a participar en los ejercicios del P. Eduardo, en este u otro lugar. No se arrepentiran, Fina.

    ResponderEliminar
  2. Fina eres de las más veteranas, seguramente, junto con Ana.
    Es verdad que los ejercicios del p. Eduardo son reconfortantes para el cuerpo y el espíritu; son unos días de relax para el cuerpo y alimento espiritual para el alma.
    Un abrazo para todos.

    ResponderEliminar
  3. Fina, te encontré en la foto! Un caluroso abrazo desde el Caribe

    ResponderEliminar
  4. he visto mi comentario en el blog del padre, soy Vicenta de oliva y me ha hecho mucha ilusión, veo que nos tienen en cuenta a todos.
    Estoy muy bien en los ejercicios y creo que los debemos recomendar a más gente porque allí se respira la alegría con el padre Eduardo y todos los que buscamos vivir más cerca de Dios, cosa que el mundo actual no favorece.
    Gracias a todos los que vivieron conmigo esta experiencia y un abrazo al padre Eduardo

    ResponderEliminar
  5. Un día para meditar y hacernos reflexionar sobre muchos de los temas que nos gobiernan en la vida e ir poco a poco encontrándonos nosotros mismos, excelente artículo

    ResponderEliminar
  6. Una experiencia para compartir con los nuestros por todo lo que podemos aprender y meditar en unos días y aprender un poco de la paz que nos dan los ejercicios y el sitio, no se puede encontrar un lugar mejor

    ResponderEliminar
  7. Los paisajes son preciosos, debe de pasarlo muy bien las personas que disfrutan de estos eventos porque la zona y los ejercicios son de categoría, seguir así

    ResponderEliminar