Reflexiones diarias sobre argumentos de espiritualidad y vida carmelitana, con incursiones en el mundo del arte y de la cultura

martes, 19 de septiembre de 2017

La licuefacción de la sangre de san Jenaro


Hoy, 19 de septiembre, se celebra la fiesta de san Jenaro, obispo de Benevento martirizado el año 305. Sus restos se conservan en Nápoles, en una capilla llena de tesoros artísticos acumulados a lo largo de los siglos.

Todos los años, en el día de hoy, la sangre seca del santo, que se conserva en unas ampollitas de cristal, se vuelve líquida ante la vista de muchedumbres extasiadas por el milagro. Incluso lo retransmiten por televisión.

Se han hecho muchas hipótesis para explicar este fenómeno, pero ninguna consigue dar razón de lo que sucede.

Solo hay otro caso similar en el mundo: la sangre de san Pantaleón se licúa cada 27 de julio en el real monasterio de la Encarnación, en Madrid.

No hay comentarios:

Publicar un comentario