Reflexiones diarias sobre argumentos de espiritualidad y vida carmelitana, con incursiones en el mundo del arte y de la cultura

martes, 6 de mayo de 2014

No te canses de perdonar ni de pedir perdón


Les invito a ver el último video de May Feelings (el número siete), hecho público el 1 de mayo, que se titula: "Nunca te canses de pedir perdón. Nunca te canses de perdonar".

El primero lo publicaron hace algunos años y trataba de por qué rezar el rosario en mayo. Después han ido viniendo otros que hemos recogido en otras ocasiones en el blog. El de arriba es el último.

2 comentarios:

  1. Pedir perdón es liberador, pero ¡cuánto cuesta!

    ResponderEliminar
  2. Mi padre me contó una vez una historia que me gustaría compartir con vosotros, dice así: Hubo una vez un padre que desesperado por educar a su hijo, el cual no paraba de dañar al resto, se le ocurrió una cosa, regalarle un tablón y unas chinchetas.
    El padre le explicó que cada vez que hiciese daño a alguien pusiese una chincheta. El tablón fue llenándose, hasta que un día le dijo el padre muy bien, ahora a las personas que has dañado, cuando les pidas perdón retira la chincheta. Esto fue lo que hizo, pero pudo observar que cuando quitaba la chincheta, quedaba un pequeño agujero.
    Las personas debemos perdonar y ser perdonadas, pero en el fondo siempre hemos y nos han hecho daño.
    Señor ayúdanos a perdonar, así como a ser perdonados.

    ResponderEliminar